Pronóstico Santiago del Estero
Ellen Page denunció al director por abuso Brett Ratner

Ellen Page denunció al director por abuso Brett Ratner

La actriz se refirió a la homofobia y el acoso sexual en Hollywood. Apuntó contra el director, quien sigue sumando denuncias, y aseguró haberse arrepentido de haber trabajado con Woody Allen.

La actriz Ellen Page se sumó a la extensa lista de actrices que denuncian acoso o abuso sexual en Hollywood. La intérprete de 30 años, que ganó popularidad por su papel en “Juno” (2007), denunció al director Brett Ratner, quien días atrás fue acusado por varias actrices más de agresión sexual.

La actriz canadiense usó su cuenta de Facebook para revelarse contra el acoso en Hollywood y hablar, por primera vez, de un horrible momento que Ratner le hizo vivir antes de comenzar la filmación de “X Men: The Last Stand”, entre otras cosas.

“Deberías cogértela para que se dé cuenta de que es gay”, comienza el relato. Luego explica que eso fue lo que le dijo Brett Ratner a una mujer, 10 años mayor que la actriz, mientras señalaba a Page, quien en ese momento tenía 18 años.

“Era joven y aún no había salido del armario. Sabía que era homosexual, pero, de algún modo, no lo sabía. Me sentí violada cuando ocurrió esto. Miré hacia el suelo y no dije ni una palabra, como hizo todo el mundo. Él me obligó a ‘salir del armario’ sin importarle mi bienestar, un acto que todos reconocemos como homofóbico”, recordó. Y remarcó que el director solía hacer comentarios humillantes sobre las mujeres con las que trabajaba.

“El comentario de Ratner se repitió en mi mente muchas veces a lo largo de los años cuando me encontré con la homofobia y me topé con sentimientos de renuencia e incertidumbre sobre la industria y mi futuro en ella”, asegura Ellen.

“Todos tenemos derecho a tomar conciencia de nuestra orientación sexual en privado y en nuestras propias condiciones. Yo era joven y aunque ya era una actriz que había trabajado durante mucho tiempo, había sido aislada de muchas maneras, creciendo en sets de rodaje en lugar de estar rodeada de mis colegas. Esta salida del armario tan pública y agresiva me dejó con un profundo sentimiento de vergüenza, uno de los resultados más destructivos de la homofobia. Hacer que alguien se sienta avergonzado por quien es es una manipulación cruel, diseñada para oprimir y reprimir. Me robaron más que autonomía sobre mi habilidad para definir”, continuó Page.

“El comportamiento que describo es omnipresente. Ellos (los acosadores) quieren que te sientas pequeño, inseguro, quieren que te sientas en deuda con ellos, o que creas que tus acciones son las culpables de que ellos se te insinúen”, afirmó Page.

Y reveló: “Cuando tenía 16 años, un director me llevó a cenar, una obligación profesional muy habitual. Me tocó la pierna por debajo de la mesa y me dijo: ‘Tienes que dar el paso, yo no puedo’. No lo di y, por suerte, pude salir de ahí’. Mi seguridad no estaba garantizada en el trabajo”, aseguró.

También contó que en una oportunidad un director, del que tampoco reveló la identidad, le pidió que se acostara con un hombre de 20 años y que luego le contara con detalle lo que había pasado. “No lo hice. Solo estoy hablando de experiencias que me pasaron cuando tenía 16, era una adolescente en la industria del entretenimiento”, agregó.

Por último, se refirió al polémico Woody Allen, con quien trabajó en 2012 en la película “To Rome With Love”. “Hice una película de Woody Allen y es de lo que más me arrepiento en mi carrera. Me avergüenzo por haberlo hecho. Todavía tenía que encontrar mi hueco y no era quien soy ahora, así que me sentí presionada, porque ‘por supuesto que tienes que decir que sí a Woody Allen. Cometí un terrible error”, reconoció.

Page termina el comunicado con una encendida defensa de los derechos de las mujeres e instándolas a que hablen y a que apoyen a quienes cuentan lo que han pasado.

“No se queden insensibles ante las voces de las víctimas que dan un paso al frente. No dejen de exigir nuestros derechos civiles. Doy gracias a todos y cada uno de los que han alzado la voz contra los abusos y los traumas que han sufrido. Están rompiendo el silencio. Son la revolución”, concluye.